Saltar al contenido
Vestidos largos de fiesta

El corte, todo lo que las fanáticas de los vestidos largos de fiesta debemos saber.

cortes de vestido

Si en algo debemos saber sobre los vestidos largos es en que tipo de corte esta basado para su confección. El corte del vestido, además de lograr darnos el estilo y la imagen que deseamos, será lo que marque la gran diferencia a la hora de que el vestido nos siente bien, o no, ya que dependiendo de nuestro cuerpo deberemos seleccionar un corte u otro.

Los cortes que toda fanática de los vestidos largos de fiesta debería de conocer son:

1. Corte Imperio

¿Cómo podemos dar más presencia a nuestro busto y aparentar más altas?

El corte imperio es perfecto para cumplir esos dos deseos que muchas veces tenemos a la hora de ir a una fiesta.

Con este corte nuestro vestido de fiesta tendrá debajo del pecho un corte, o por decirlo de otra forma el vestido será más ajustado justo debajo del pecho. De esta forma resaltaremos nuestro busto, lograremos el efecto óptico de tener unas piernas más largas y disimularemos nuestras caderas anchas.

Este corte es ideal para asistir a esos eventos más formales.

2. Cintura alta.

Este corte es muy similar al corte imperio e igualmente nos ayuda a disimular nuestras caderas.

La diferencia entre los dos cortes es la altura donde se genera el corte, en un vestido de cintura alta el corte baja hasta la altura, más o menos del ombligo.

Vestido largo de fiesta cintura alta

3. Corte Recto

Se podría decir que el corte recto es el más famoso de los tipos de cortes que existen. Es un corte simple, que logra la simetría de nuestra figura. Este tipo de corte es altamente recomendable para cuerpos tipo V o redondos al no ser ajustado a la cintura.

Si no queremos tanta simplicidad podemos combinar este corte con escotes y estampados que sean más vistosos.

4. Vestido Canesú

Si lo que deseamos es que se fijen en nuestra parte de arriba el vestido canesú es nuestra opción. Con este corte logramos que la atención se genere en nuestros hombros y pecho.

Este corte se ajusta justo en la zona superior del pecho, en ocasiones también se puede ceñir en el medio del pecho, para posteriormente hacer que la tela caiga de manera vaporosa sobre el resto de nuestro cuerpo.

5. Corte Ablusado

Es un corte basado en el principio estético de las blusas, de ahí su nombre. 

Este corte es ideal para cualquier tipo de cuerpo y lo utilizaremos cuando queramos generar más atención en la parte superior del cuerpo, el busto.

6. Vestido Camisero.

Al igual que el corte ablusado el camisero es un vestido de diseño holgado. Estos vestidos simulan una camisa y se pueden encontrar de todos los tamaños.

No es un corte adecuado para casi ningún evento, pero eso no quiere decir que no debamos de conocer de su existencia.

7. Vestido Tubo.

Con este corte logramos dar más presencias a nuestras curvas de una forma muy elegante. Es un corte para las que nos gusta sentirnos atractivas.

Vestido largo de fiesta tubo

8. Corte Asimétrico

Se podría decir que este tipo de vestido es uno de los más complejos de llevar. Su tipo de cierre asimétrico puede suponer un problema sustancial y generar situaciones desagradables, sobre todo si poseemos un buen busto.

Es ideal para las que seamos más altas ya que gracias a su asimetría se logra romper con la línea que genera nuestro cuerpo.

9. Corte Evasé.

Es un corte para todos los públicos. Su efecto óptico es de ser un vestido acampanado, por ese motivo también se denomina corte acampanado, por lo que no genera unas caderas marcadas pudiendo así disimular nuestras caderas anchas. Gracias a ese look acampanado logramos un efecto visual de tener las piernas más largas.

10 Cintura baja

El estilo que genera este corte recuerda al de los años 20. Este tipo de vestido no marca nuestras caderas ya que la zona ceñida está por debajo de las mismas.